De tradicionales tortillas de patata a sofisticadas creaciones de vanguardia, las obras maestras gastronómicas de bolsillo asoman en cualquier barra del Botxo. Y es que ir de pintxos en Bilbao es Comer con mayúsculas: y nunca son suficientes.

La mejor gastronomía es parte del ADN de Bilbao, y eso quiere decir una cosa: el pintxo. Cualquier barra de la ciudad es una tentación de sabores, olores, colores en los que los mejores ingredientes y el también mejor talento gastro dan como resultado, en cada bocado, una obra maestra. Ya sea un tradicional pintxo de tortilla -y abrimos paréntesis: normal, con o sin cebolla, de morcilla, de jamón… y así, casi hasta el infinito-, los tacos de atún o las gildas -guindilla, anchoa y aceituna sin hueso que inventó el Bar Fermín (Iturribide Kalea, 6)- pasando por las delicias de El Globo (Diputación, 8) como el pintxo de anchoa marinada con huevos de lumpo y salsa tártara, el pintxo de yema, crema de hongos y migas de patata con jamón de La Roca (Ercilla, 1) o el bombón crujiente de foie con frambuesas del Farketa 56 (Rodríguez Arias, 56).

 

Escapada a Bilbao. © Unai García | Tu Gran Viaje
© Unai García | Tu Gran Viaje

 

Y si Bilbao presume -con toda la razón- de ser la capital del mundo, entonces la calle Ledesma es la arteria que le da la vida, con bares de pintxos como Taurina, sin olvidarse del Casco Viejo –con bares de pintxos como Víctor Montes, Gure Toki o Zuga en la Plaza Nueva, el Bacaicoa y sus chorizos al infierno en la Plaza Miguel de Unamuno o Motrikes y sus champiñones en el nº 41 de Somera- o la Alameda Mazarredo, con el Bitoque de Albia al frente. Y una opción interesante es también el Mercado de la Ribera (Erribera Kalea, s/n), donde tienes de todo un poco -y todo, bueno, claro, ¡que estamos en Bilbao!

 

Mercado de la Ribera, Bilbao | Las Mejores terrazas de verano en Tu Gran Viaje
Mercado de la Ribera